Acné en la edad adulta

“Barros después de los 30”

Aunque el acné se relaciona con la adolescencia, los adultos también podemos sufrirlo. Se cree que en la edad adulta, es más el número de mujeres que de hombres que lo sufren. El acné es un trastorno en el que participan múltiples factores que afectan la unidad pilosebácea (donde se produce la grasa de la piel y el pelo) Entre los cambios están el aumento en la producción de sebo, proliferación bacteriana e inflamación.

Una de las principales causas del acné en la edad adulta en el caso de las mujeres es:

  • Uso de métodos anticonceptivos: Muchas mujeres notan que al usar anticonceptivos comienza a aparecer el acné, debido a los cambios hormonales que estos generan.
  • Desajustes hormonales: aunque no lo creas las mujeres también tenemos hormonas masculinas y por algunos cambios estas pueden aumentarse más de lo normal lo que por consiguiente aumentara la producción de grasa en la glándula pilosebácea, haciendo que presentes piel e incluso pelo más graso y posteriormente que puedan aparecer los barritos indeseados. En estos casos vemos brotes en las mejillas y en la parte inferior del rostro. especialmente en las mujeres que se acercan a la menopausia, ya que empieza a bajar los niveles de estrógenos y ese desbalance también produce aumento de la secreción de sebo.
  • El síndrome del ovario poliquístico es la patología que se observa más frecuentemente en mujeres con alteraciones hormonales y acné tardío.
  • Embarazo: El embarazo es una etapa en la cual la piel de la mujer se ve seriamente afectada por todos los cambios de orden hormonal que este trae consigo. Además de manchas en la piel y estrías, es muy común que a las mujeres embarazadas les aparezca brotes de acné en la cara, pecho y espalda.
  • Tabaquismo: entre las muchas enfermedades que el cigarrillo puede traer a la mujer, está el acné. Se cree que las sustancias tóxicas que trae el cigarrillo potencian el daño en la piel con la aparición de espinillas y comedones, pues un reciente estudio demostró la relación entre esos dos factores al demostrar que el 42% de las mujeres fumadoras sufrían de acné.

¿Qué hacer?

Si notas la aparición de pequeños brotes (sobre todo días antes de la llegada del periodo menstrual), no te preocupes, esto es un síntoma normal en muchas mujeres que suele desaparecer después de terminada esta etapa del ciclo. Pero si los brotes de acné sólo empeoran con el tiempo, lo recomendable es que sigas los siguientes consejos:

  • No laceres la piel: Porque con eso, solo aumentas el problema. Si necesitas mejorar la apariencia de la piel afectada, consulta con un dermatólogo para que sea él mismo el que te brinde las soluciones adecuadas.
  • Lávate y desmaquíllate la cara todas las noches: utiliza jabones y cremas adecuadas para tu tipo de piel (grasosa, seca o mixta).
  • Cuidado con el maquillaje que usas: si usamos productos adecuados para nuestro tipo de piel evitaremos presentar brotes de acné. Consulta a tu médico si los cosméticos que usas son los adecuados para tu tipo de piel.
  • Protégete del sol: Todas las mañanas aplícate protector solar y protege adecuadamente la piel cuando te expones al sol. No te auto mediques: Aunque en el mercado actual encontramos gran variedad de productos diseñados para tratar el acné, no siempre son los adecuados para resolver el problema. Utiliza solo aquellos que son prescritos por el médico y en las cantidades adecuadas.
  • Lleva hábitos saludables en tu vida diaria: el cigarrillo, el estrés y otros malos hábitos de vida maltratan no solo tu piel sino tu cuerpo y tu mente. Incorpora hábitos saludables a tu vida.
  • En cuanto a la dieta, “No existe una conexión probada entre la nutrición y los brotes de acné”. Sin embargo se sabe que la nutrición pobre se reflejara en tu piel. Por consiguiente te recomendamos que elimines las comidas procesadas, las de alto contenido graso, los refrescos, el café y los jugos azucarados, ya que no son buenos para tu piel. Bebe agua, come frutas y vegetales frescos ricos en antioxidantes, porque todo se reflejará en tu rostro. Paralelamente, disminuye el tiempo que pasas expuesta a los rayos ultravioleta. Recuerda usar un sombrero de ala ancha y protectores solares, porque las medicinas para el acné hacen la piel más sensible al sol. Además, ¡sonríe y disfruta!

Related posts

Give a Reply